Sindrome de Guillain-Barré


El síndrome de Guillain-Barré ocurre en todas las regiones del mundo, a todas las edades, y es la causa más frecuente de enfermedad paralítica aguda.

Estudios poblacionales estiman su incidencia anual entre 0,4 y 2,4 por 100.000 habitantes. Existe un leve predominio de varones, y su incidencia tiende a aumentar regularmente con la edad.

PATOGENESIA

En dos tercios de los pacientes existe una enfermedad precedente en 1 a 3 semanas antes de desarrollar el cuadro paralítico. Generalmenteson infecciones víricas por CMV, virus Epstein-Barr y HIV, infecciones bacterianas, vacunaciones, cirugía, (10% de los casos), medicaciones (zimelidina, oro, D-penicilamina y fluorquinolonas, entre otras), procesos autoinmunes (púrpura trombocitopénica idiopática, glomerulonefritis, tiroiditis, colitis ulcerosa, púrpura de Schönlein-Henoch, miastenia grave o esclerosis múltiple) y neoplasias (enfermedad de Hodgkin y otros linfomas).

SINTOMATOLOGIA

Los signos cardinales del síndrome de Guillain-Barré son la debilidad y la arreflexia, de instauración subaguda en días, con empeoramiento posterior variable y nunca extendiéndose más allá de las 4-6 semanas.

La debilidad, generalmente simétrica, en su forma más típica es de comienzo distal y en los miembros inferiores, con posterior patrón ascendente. Enotros casos, el comienzo de la debilidad puede ser craneal, en los miembros superiores o en zonas proximales. El grado de paresia que se alcanza es variable, y en casos extremos puede llegar a afectarse la musculatura respiratoria.

En un gran porcentaje de casos existe afectación facial.

TRATAMIENTO

Alrededor del 10-20 % de los pacientes requerirán ventilación asistida por insuficiencia respiratoria,

y el 2-4 % fallecerá por las complicaciones.

Una vez superada la fase aguda, el pronóstico es bueno, aunque el 15 % de los pacientes tendrán debilidad residual y el 5 % quedará totalmente incapacitado.

Los factores de riesgo que predicen una recuperación incompleta son la edad avanzada, una rápida progresión del cuadro en su inicio con déficit graves en menos de 7 días y la presencia de hallazgos electrofisiológicos indicativos de afectación axonal.

El 3 % de los pacientes puede tener una o varias recurrencias tras la recuperación inicial, con intervalos variables de semanas, meses o años.

Hay que considerar por que se deteriorò el sistema inmunològico, evaluar situaciones previas que lo hayan comprometido en su aspecto mental y fisico.

Concomitantemente en el tratamiento holìstico considerar la disminución o ausencia de minerales, vitaminas y oligoelementos para compensarlo nutricionalmente.

Los Comentarios están cerrados